Georgina DeCarli, su legado

Captura de Pantalla 2021-03-21 a la(s) 12.49.02El pasado 14 de marzo murió Georgina de Carli, directora y fundadora de la Fundación ILAM con sede en Costa Rica. Su partida nos entristeció a muchos que integramos la comunidad docente de los Talleres ILAM, a quienes cursaron en este invaluable espacio de formación, a quienes trabajaron con ella y la conocieron en persona, por supuesto a sus familiares y amigos y, a quienes, como yo, fuimos invitadas a formar parte de este espacio de formación.

No la conocía personalmente, ni me recomendaron para formar parte de la plantilla de Talleres ILAM. Simplemente un día recibí un correo suyo, invitándome a impartir un contenido relacionado con los públicos de los museos. Enterada como estaba del escenario museal latinoamericano, llegó a mí, me otorgó su confianza y nos conocimos en una videollamada en algún mes de 2014. Desde 2015 comencé a impartir anualmente el taller “Estrategias desde los enfoques centrados en los públicos”.

Fue una experiencia inigualable. Una ventana para conocer a profesionales de varios museos de Latinoamérica y a sus instituciones. De apoyarles con mi experiencia para analizar y comprender mejor a sus públicos. Personas de Argentina, Chile, República Dominicana, Colombia, Perú y también, México, tomaron parte. El ILAM y los talleres, bajo el liderazgo de Georgina y con un equipo altamente profesional, fueron pioneros en ofrecer un espacio de formación virtual que rompía las barreras geográficas y nos acercaba con metas comunes: ser mejores, capacitarnos, compartir, aprender en pro de los museos de la región, de sus públicos y de las sociedades en las que se insertan.

Para 2020 ofrecí a Georgina y al equipo coordinador de los talleres, dividir mi curso. El de “Estrategias desde los enfoques centrados en los públicos” quedaba corto para abordar la evaluación de la exposiciones, un contenido incluido, pero marginal, que interesaba a los participantes. Así impartí por primera vez el de “Evaluación de exposiciones”. Pero ese año nos trajo uno de los contextos más inusitados que hemos vivido en las décadas recientes: una pandemia global. El formato y las actividades de mis dos talleres debieron ser adaptados, pues, al tratarse de análisis con públicos, los escenarios de práctica en las salas expositivas y en los museos estaban vedados. Aun así se trató de dos de las ediciones más fructíferas.

Hacia el final del año pasado, Georgina nos convocó a una reunión general de docentes. Significó un reto enorme coordinar a tantos integrantes de distintos países de la región y acordar horarios comunes. También abrieron un grupo de whatsapp para mantenernos comunicados. La reunión tuvo como propósito convocarnos al análisis de la trayectoria de los talleres y su futuro. El contexto en el que fueron creados y en el que se desarrollaron, poco a poco fue cambiando. Georgina estaba preocupada -pero también entusiasmada- por dar un giro para adaptarse mejor a las necesidades e intereses del sector.

La noticia de su muerte nos ha cimbrado. El ILAM ha sido referencia durante veinticuatro años, no solo como un espacio de formación. Además de los talleres, la fundación creó uno de los repositorios digitales con recursos sobre museos y patrimonio pioneros. También un directorio de museos y otras instituciones en la región, además de los Boletines de Noticias ILAM. Todo ellos bajo el liderazgo de su fundadora, ya que: “estaba convencida que el Patrimonio Latinoamericano estaba seriamente amenazado y que para su conservación era necesaria la democratización de la capacitación, información y la difusión” [1].

Dejo estas líneas para honrar su memoria, para agradecer su confianza y para recordar a una mujer de firmes convicciones que abrió un espacio de conocimiento y reflexión muy importante. Gracias Georgina.


[1] Nota: ¡Adiós y gracias, Georgina! En honor a tu memoria, continuaremos protegiendo el Patrimonio Latinoamericano. Disponible en: https://ilam.org/index.php/noticias/articulos-destacados/item/1652-adios-y-gracias-georgina-en-honor-a-tu-memoria-continuaremos-protegiendo-el-patrimonio-latinoamericano